El Glamour Inteligente

Si bien es temporada de salir a la calle y tomar un poco el sol de primavera o disfrutar de una refrescante bebida en una terraza, seguramente a muchos ésta época también les inspira a leer y disfrutar de la buena temperatura y si es así, hoy estás de suerte, o quizás no ya que hoy hablaremos de un nuevo libro pero probablemente no sea la temática que más te guste, si por lo contrario eres una amante de la moda y el buen gusto, seguramente te gustará.

La «adolescente terminal» Carmen Lomana ha decidido lanzarse de nuevo a la escritura con El glamour inteligente, un texto sobre estilo y protocolo destinado a iluminar a los jóvenes sobre «lo que está bien y lo que está mal» en un momento en el que abunda «la vulgaridad y la mala educación».
Después de publicar su primer libro, Los diez mandamientos de la mujer 11, Lomana vuelve a las librerías con un manual que resulta ser como «un bote de píldoras milagrosas» para conseguir «estilo y saber estar».
«Nada es necesario, pero sí recomendable», declara la mediática fashionista. Explica la celebrity leonesa que con su libro pretende orientar a la juventud sobre buenas formas y elegancia como contraposición a los «exitosos y vulgares programas» que hay ahora en televisión.

 Sus máximas

«El estilo es mucho más importante que la belleza» y «el glamour nada tiene que ver con la elegancia», son algunas de sus máximas en el libro, que contiene secciones sobre alimentación, deporte e incluso viajes.

«Me interesa muchísimo concienciar a la gente sobre la alimentación», confiesa la viuda del diseñador industrial chileno Guillermo Capdevila, que «jamás», afirma, ha hecho «un régimen» porque come «muy limpio y con cabeza».
Es «vegetariana» y aclara que, aunque en el pasado protagonizó un anuncio de hamburguesas, es una persona «muy coherente», y lo hizo sólo porque «la hamburguesa era de pollo», y ella carne de ave «sí come».


Ni una gota de silicona
También se anima a dar consejos sobre el comportamiento que se debe seguir en actos sociales, como por ejemplo cuando se saluda con dos besos o con la mano, y si se debe utilizar el tratamiento de usted o no.
Respecto al «besuqueo», Lomana no es partidaria ya que le desagradan las situaciones en las que corre peligro de que le estropean el maquillaje, es decir, «un señor sudando que se lanza encima» o una señora que le mancha de «pintalabios».
Aunque reconoce que puede presumir de ser «de las pocas mujeres en las no hay una gota de silicona» y que «sólo» se ha operado los ojos, la ex novia del periodista Ángel Casaña anima en su libro a utilizar la cirugía estética «si es necesario».

Un novio viejo, ni loca
De cara al futuro, la empresaria leonesa se plantea protagonizar un reality si se materializa la propuesta que ella misma ha hecho a una cadena de televisión, porque le gustaría que los jóvenes soñasen con una vida como la suya, que «es muy divertida y muy interesante, llena de personajes fantásticos».
Carmen Lomana reconoce que tiene la suerte de disfrutar de una «cotidianeidad intensa» porque «no es consciente» de su edad: «Soy una adolescente terminal que no se echaría un novio viejo ni loca».

Fuente original: diario de león.es

Comentarios

Lo más visto