Se acercan las bodas...

Y las comuniones!
Escoger el outfit para asistir a una boda o una comunión sigue siendo uno de los quebraderos de cabeza de todas las mujeres... ir bien pero sin desentonar, arreglada pero sin hacer sombra a la novia-niña de comunión... pero hoy en día esos problemas se hacen cada vez más pequeños con el juego que hay para combinar. Ya no se trata solo de ir a la tienda de la esquina para ver cuáles son las últimas novedades: comprar vía online tu vestido, elegir un tesoro vintage de una gran firma, soñar con ese diseño único que coserán especialmente para ti, e incluso hacerte con él solo durante unas horas son algunas de las opciones que están al alcance de cualquier invitada. 
Hoy veremos una guía de tiendas para que elijas la que mejor se adapta a ti.

Tiendas multimarca
 
Coquette
Ekseption
No es casualidad que, por estas fechas, los espacios multimarca se llenen de vestiditos cortos, trajes de dos piezas y largos diseños de noche. La primavera es época de alergias y celebraciones. Este segmento es tan amplio que hay casi una tienda por cada tipo de clienta: romántica y femenina con precios más accesibles; afrancesada y minimal algo más cara, lujosa y exclusiva para bolsillos más caprichosos... Madrid y Barcelona concentran la mayor parte de ellas, de Ekseption y Santa Eulalia hasta Yube y Coquette.
 También hay cada vez más marcas que, por su estética algo más formal o cuidada, ofrecen pequeñas dosis de vestidos especiales durante cualquier época del año, como Raasta, Poète o Sister Jane.


A medida
 
Es quizá la opción más cara pero también la más deseable cuando se trata de una boda muy cercana en la que tu outfit será escrutado casi con tanto interés como el de la propia novia. En Madrid son muchos los diseñadores que cuentan con espacios íntimos y relajados en los que hacer realidad el vestido de tus sueños: Juanjo Oliva, el dúo creativo Nihil Obstat, Jorge Vázquez, Jorge Acuña o Nacho Aguayo son algunos de ellos. En la Ciudad Condal no te puedes perder el atelier de Teresa Helbig.

De alquiler
 
24 FAB
Otra opción, cada vez más extendida y de la que ya os hablé anteriormente, para comprar vestidos para asistir a una boda es alquilar vestidos maravillosos durante algunas horas. Las ventajas son claras: te permite presumir de diseños que probablemente nunca podrías comprar y disfrutar de ellos sólo el día que los necesitas. 24Fab es ya una parada obligatoria para componer looks efímeros y Mimoki, la firma de tocados, pone a disposición de sus clientes el alquiler de sus piezas.


Tiendas vintage
 
Blow
Una boda también se puede convertir en la excusa perfecta para recuperar una joya del pasado con carácter que pueda quedar algo descontextualizada un día cualquiera. Un Christian Dior vintage o un antiguo Chanel pueden encontrar su espacio en una boda. En España contamos cada vez con más y más cuidadas tiendas especializadas en rescatar viejas glorias del pasado. En Madrid no dejes de visitar Jaime Calatrava Selected, Lolita´s Closet, Vintage Macassar y La bañista vintage y en Barcelona Le Swing y Blow .

Compra online

Puede que sea la compra más arriesgada ya que no puedes probarte las prendas, pero el amplísimo catálogo de firmas que hay y la emoción que se siente al abrir el paquete hace que merezca la pena. Y si no, siempre lo puedes devolver. Net-a-porter, My Theresa y The Corner son la triada más exclusiva en la red y Asos la versión más economy.



Fuente original: Vogue

Comentarios

Lo más visto